EXGORDO

6/43

“Después de tanto tiempo para aceptarte, ahora te veo adelgazando”. Debo confesar que cuando leí eso me dolió, porque sentí que había hecho algo malo o que le estaba fallando a mis principios de aceptación, ciertamente desde hace un tiempo me siento medio incomodo hablando de #bopo porque yo mismo me metí en la cabeza la idea de que para hacerlo tenía que mantenerme gordo. Sin embargo con el paso de las semanas he tenido que deconstruir esas ideas buscando reconsiderar mi postura para aceptarme desde el punto, el cuerpo y el momento en el que estoy, es decir, para reconocerme de nuevo. Hay muchas cosas que han cambiado como la percepción que tengo de mí, o la forma en la que me relaciono con la comida; también la forma en la que me relaciono con los demás.

Hoy confesé por primera vez, que cuando llegue con el doctor no le dije ‘hola quiero adelgazar’ fue más tipo un ‘estoy teniendo una mala relación con la comida, con mis emociones y necesito parar, pero no sé como hacerlo ¿qué puedo hacer?’ Todo sugerido y llevado por mi psicóloga, partimos desde la salud gastrointestinal, pasando por la salud emocional, tratar mi ansiedad, después por la alimentación y finalmente la búsqueda de una actividad física que fuera ‘satisfactoria’ para mí.

La verdad es que aún no completo el ciclo, sin embargo no todo fue bueno, al principio estaba cansado, quería comerme todo lo que tenia enfrente, mis frustraciones principalmente, pero poco a poco fui trabajando en eso hasta llegar al punto de inflexión. Mi lucha ahora es con no ser un gordo insoportable que hable solo de comida, ejercicio y métodos para bajar de peso, con no ser hiriente con los demás ni conmigo, constantemente me llamo la atención a mi mismo diciéndome ‘wey, esto era justo lo que no querías hacer, lo que criticabas, lo que juzgabas y esto es en lo que no te quieres convertir’ ADELGAZAR no es un logro, el logro es poder cuestionarme si hoy quiero comerme la frustración en una pizza familiar o si prefiero tratar esa frustración y liberarme. Ese es mi logro; reconozco que me esforcé mucho pero también reconozco que no siempre me trate con amor y que a pesar de aceptar mi cuerpo o amarme, constantemente me maltrataba, me hería o me hacía daño con otras cosas, entonces ¿es esto una perspectiva positiva de cuerpo?

Quiero dejarles el mensaje más hermoso que he tenido; el amor propio se vive desde el lugar en el que estás para cuestionarte si es ahí dónde quieres seguir o si puedes ‘cambiar algo’ que te llevará a donde sea que debas estar. Pero siempre desde el amo, ya lo he dicho en otras ocasiones ¿qué quieres que tu cuerpo haga si constantemente te estas violentando contra él? A veces extraño mi cuerpo gordo, mi cuerpo delicioso porque ese cuerpo me hacía feliz, ese cuerpo me hizo sentir sexy, poderoso, fuerte, me hizo sentir grande, ese cuerpo del cual siempre estaré agradecido por tantas cosas. Pero hoy estoy esforzándome por amar este cuerpo ‘nuevo’ que tengo, mi cuerpo, así cómo, es, así como está; con estrías, pliegues, flacidez, con todas esas marcas que están ahí. Hoy estoy aquí y desde aquí quiero seguir dejando un mensaje positivo para todos ustedes porque me parece justo ser honesto, me parece justo ser sincero con ustedes.

Les mando mucho amor.

A.

Write Comment...

Name

Email